Baños de queratina para alisar el cabello

Siguiendo con las distintas técnicas para llevar un cabello liso, quiero hablaros de los baños de la queratina, una técnica perfecta para alisar el cabello. Se trata de un tratamiento a base de queratina, la proteína que aporta elasticidad y fuerza al cabello y que se pierde con la edad, así como por las agresiones producidas por el secador, los tintes, el sol y demás inclemencias que pueden afectar al cabello.

La queratina, no tiene con objeto alisar el cabello, sino más bien de reducir el encrespamiento y disciplinarlo. En la práctica, no obstante, se consigue un pelo más liso y suave al tacto, más brillante y sano y más manejable.


Por ejemplo si tu cabello se electriza o es muy rebelde, lo tienes deshidratado, o es muy poroso, etc,  y además te cuesta moldearlo a tu gusto, los tratamientos alisadores con queratina son los más eficaces para tu problema. Funcionan incluso en cabellos rizados ya que relajan el rizo y reducen el volumen, lo que facilita el secado con la técnica brushing o el uso de las planchas. Este tratamiento a base de queratina supone pasar en la peluquería alrededor de 2-3 horas. Dependiendo del tipo de cabello, los resultados se mantienen entre tres y cinco meses.

Por otro lado, asegúrate de que tu peluquero emplea un producto homologado, sin formol o con la concentración máxima permitida por la Comunidad Europea (0.2%). Este dato es importante, así se desconfía de los tratamientos con queratina que son muy sospechosamente baratos.

Los resultados de esta técnica regenera y redensifica la fibra capilar, proporcionando al cabello liso muy natural y ofreciendo a la melena un aspecto inmejorable, sano y rejuvenecido. Los resultados son tan positivos que no es de extrañar que los tratamientos con queratina estén sustituyendo los alisados termales o japonés, una técnica cada vez más en desuso.

Imagen | siero