Tratar la depresión por teléfono puede ser efectiva

Un estudio ha demostrado que tratar la depresión por teléfono puede ser tan efectiva que si se trata con el especialista cara a cara en una consulta del psicólogo.

Frente a un problema como la depresión el aliento humano, el contacto físico y visual, pueden resultar fundamentales. Sin embargo, en la distancia se puede hacer mucho para ayudar a una persona a combatir su depresión. Ya que lo que realmente importa es el poder de la palabra.


Según un estudio publicado en el Journal of the American Medical Association, la terapia telefónica puede ser tan buena como la terapia en persona para tratar los síntomas de depresión, por lo menos en el corto plazo que se trate la enfermedad.

La investigación de David Mohr, de la Escuela de Medicina de la Universidad de Feinberg, se llevó a cabo con 325 pacientes con depresión. Todos recibieron 18 sesiones semanales de terapia cognitivo-conductual, una forma de psicoterapia utilizada comúnmente para tratar la depresión, ya sea en persona o por teléfono.

Dado que muchos pacientes se mostraron partidarios de seguir con sesiones telefónicas, una parte del grupo realizó esa terapia y la otra parte exclusivamente sesiones en persona.

El resultado fue que ambas formas de tratar al paciente lograron reducir significativamente los síntomas de la depresión después de las 18 sesiones. Sin embargo, un seguimiento seis meses después halló que las personas que fueron tratadas “cara a cara” estaban menos deprimidas que los que solo habían recibido la terapia por teléfono.

Una parte integral de la terapia cognitivo-conductual es la evaluación de las acciones de la paciente durante la sesión. Mohr entiende que la terapia por teléfono es menos eficaz porque el paciente y el terapeuta no pueden intercambiar estímulos visuales.

Realmente si esto es efectivo, seguramente con el tiempo pronto se podrán abrir consultorios telefónicos para tratar la depresión, esa enfermedad que cada vez sufren más personas.

Imagen | dann o_O