Remedios para impulsar defensas en los más pequeños

Remedios para impulsar defensas en los más pequeños

Los más pequeños de la casa tienen que tener más defensas que los mayores y si le elaboras preparados herbales que le refuercen el sistema de defensas de los pequeños. Son unos preparados ideales por ejemplo para el frío y para afrontar el invierno con una salud de hierro.

Darle zumo de naranja y granada a diario fortalece su escudo de defensas, los zumos de naranja y granada refuerzan la mucosa del aparato respiratorio y digestivo. Esta especie de tapiz protector de los tejidos actúa como una barrera que bloquea la entrada de los gérmenes invasores, reduciendo el riesgo de que cojan un catarro, una gripe o una gastroenteritis.

La vitamina E, presente en el aceite de oliva virgen, impulsa la respuesta inmunológica, siendo muy recomendable en niños que no comen mucha fruta y verduras. Para aportar a su dieta un extra de vitamina C, ácido fólico y selenio, otros nutrientes implicados en el buen funcionamiento de sus defensas, bate el aceite de oliva con un diente de ajo y unas ramitas de perejil.

Una de las mejores formas de aumentar el consumo de vitamina A, un nutriente que activa la respuesta del organismo frente a las infecciones, es añadir al puré de patatas, una de las guarniciones preferidas de los niños, calabaza o boniato. ¿Qué los purés no son de su agrado? Agrega a la pasta unos taquitos de calabaza salteada o acompaña la carne o el pescado de unos irresistibles chips de boniato.

Por otro lado, si el punto débil es la garganta, ofrécele de 10 a 15 gotas de extracto de própolis y esquinácea con agua dos veces al día. Este preparado destaca por ser un potente antibacteriano y antiviral natural y ser capaz de aumentar la producción de anticuerpos, si le añades miel de tomillo le dará un mejor sabor.

Imagen | laiveesvida